LO MALO DE ENCENDER UNA VELA

Lo malo de decir hola es que esperas un qué tal. Lo malo de subir es que tienes que bajar. Lo malo de pensar es que no te escuchan. Lo malo de llamar es que te cuelguen. Lo malo de decir gracias es que esperas un de nada. Lo malo de desear es no encontrar al genio. Lo malo de encender es que tienes que apagar. Lo malo de dormir es que esperas soñar. Lo malo de nacer es que tienes que morir. Lo malo de escuchar música es que no cantes tú. Lo malo de reír es que tengas que llorar. Lo malo de beber es que acabes perdiendo el juicio. Lo malo de juzgar es que tienes que haber conocido. Lo malo de nadar es que tienes que mojarte. Lo malo de sentarte es que te acabas levantando. Lo malo de levantarte es que puedas caer. Lo malo de encender una vela es que se consuma. 

Siempre puedes ver la parte mala, lo malo de esperar es que acabas por (des)esperar.



2 comentarios:

John Blair dijo...

Al contrario, todas esas cosas son buenas... son las pequeñas diferentes y muertes lo que nos dan animo de vida.

Tequila dijo...

A veces, vale la pena mirar la llama... aunque luego desaparezca.

Besos!